Tahdziú, Yucatán; 13 de diciembre de 2018 (ACOM).-Después de perder todo su humilde patrimonio por un voraz incendio, Juana María C.D. vive encomendada en casa de su cuñada, organizándose para iniciar desde cero y poder edificar nuevamente su casa de paja.

Como informamos, ayer por la tarde, una humilde familia de esta localidad se quedó prácticamente en la calle, cuando un volador alcanzó la parte superior de la casa tradicional e inició un incendio.

En cuestión de minutos, el siniestro acabó con las pocas pertenencias que el joven matrimonio había logrado conseguir a base de trabajo y esfuerzo en la milpa.

En el interior del predio se quemaron documentos personales, ropa, electrodomésticos y hasta juguetes del pequeño J.C.C, de 5 años de edad.

Tras la tragedia, los vecinos la ayudaron con algunas prendas y zapatos, al igual que una de las cuñadas de la afectada ofreció amablemente su humilde casa para que la familia pueda pasar algunos días.

Este jueves por la mañana, el jefe de familia se fue desde muy temprano a la milpa con la intención de cortar las suficientes maderas para poder reconstruir su casita de paja, mientras tanto, la esposa acudió al DIF municipal en busca de apoyo para la recuperación de sus documentos.

La familia confía en el apoyo de sus vecinos  para salir adelante, aunque Juana María se siente devastada por perder prácticamente todo.

Indica que sus familiares la están apoyando para iniciar, prácticamente desde cero, pues todo lo que perdían lo acabó el fuego.

Si deseas hacer llegar algún tipo de ayuda para la familia en desgracia, puedes llamar al teléfono 9971-22-48-25, con el señor Joaquín Castillo y ponerse de acuerdo para tenderle la mano a Juana María C.D. y familia.